Iceland · 13 Days · 20 Moments · August 2014

Toni J Lozano

Islandia: al norte del norte


2 September 2014

El mejor café de Reyyjkiavik...pero el último 😣

1 September 2014

Sopa de mariscos para casi cerrar el viaje. El Primus Kaffi, además, nos sorprende con una gran exposición de fotos antiguas.

30 August 2014

Siguiendo el camino de los Fiordos del Oeste.
La Catedral del Agua. Sin palabras.
Los fiordos del oeste, impresionante tras cada giro.

28 August 2014

Hoy no hemos bajado del coche, pero ha merecido la pena.

27 August 2014

¡Imprescindible bañarse en Myvatn!
Parece imposible ir a Askja...

26 August 2014

Aunque está un poco alejado, Seyðisfjörður es un pueblecito encantador de los fiordos orientales, algo más grande de lo que veníamos acostumbrándonos en las localizaciones del sur. Una de las paradas obligatorias es el Kaffi Lára/El Grillo Bar, donde poder degustar unas increíbles chuletas de cordero acompañadas con la cerveza local, antes de dar un paseo por su encantador puerto.
¡¡Un gran café donde parar a descansar con los fiordos de fondo!!
Jornadas de contrastes. Ayer hielo y frío, hoy al este, sol y pueblos de pescadores...

25 August 2014

La subida a un glaciar es de las mejores experiencias que se pueden vivir en el mundo. Y poder concienciarse sobre el calentamiento global, darse cuenta de que cada año se pierden metros y metros en estos glaciares, y que dentro de 15 años no quedará nada...
Oooh, ¿el mejor café de la historia? ☕️

22 August 2014

¡Gran lugar para un picnic!

21 August 2014

Geysir es uno de los mayores espectáculos naturales que pueden verse en esta zona de Islandia. Aunque el chorro principal —que da nombre al fenómeno— solo puede verse en contadas ocasiones, los adyacentes sí suelen ser más frecuentes, incluso alcanzando los 25-30 metros de altitud.

20 August 2014

La llegada a Reykjavík es sorprendente y tranquilizadora a partes iguales. La ciudad, pese a ser la capital, no deja de ser un gran pueblo repleto de viajeros. Los islandeses, como sus antepasados los vikingos, deben estar acostumbrados a una vida más que tranquila respaldada de vez en cuando por una buena aventura. Islandia, visto desde fuera, parece frío e impracticable. Hay que aprovechar los meses de más calor —y luz— para poder disfrutar de casi todo su territorio.
Mi nombre en rúnico ☺️
Los habitantes de Reykjavík aprovechan las horas de más sol para salir al aire libre...
Sorprende el contraste de nuevas arquitecturas que hay en Reykjavík, como si los islandeses miraran siempre más allá de su propio futuro.