Europe · 18 Days · 22 Moments · December 2016

Europa (Diciembre 2016)


29 December 2016

Día 18 Antes de emprender el regreso, nos fuimos temprano al Panteón. En el medio se encuentra el Péndulo de Foucalt construido en 1851 y que con su leve oscilación permite demostrar la rotación de la tierra. Hora de despedirnos de Europa. "Vayamos temprano al aeropuerto, total el día está perdido. Así estamos tranquilos", dijimos el día anterior. Salimos hacia el aeropuerto con 4 horas de antelación. Gracias al tráfico y la polución estuvimos atascados en la autopista, sufriendo hasta que pudimos hacer el check in. Qué lindo es viajar, conocer otros países, otras culturas. Y si es con amigos más lindo todavía. Hasta la próxima! 🛫

28 December 2016

Día 17 En metro llegamos al Palacio de Versailles, luego de una tediosa fila de gente, ingresamos. Recorrimos los interiores, con su decoración del siglo XVII, todo está impregnado de historia, como la sala de los espejos en la que se firmó el tratado de paz de la Primera Guerra Mundial. Salimos a los jardines. Gran parte de sus ochocientas hectáreas están abiertas al público. Los vecinos y turistas caminan entre sus fuentes y su vegetación, disfrutando de la música clásica que surge de los parlantes escondidos en las copas de sus árboles. Los chicos aprovecharon a correr por los senderos como si fueran laberintos. La última cena: no queríamos despedirnos del viaje sin una cena con la fondue como protagonista. Fuimos, en el barrio de Montparnasse, a Les fondus de la Raclette.

27 December 2016

Día 16 Nos levantamos renovados para seguir la recorrida por París. Hoy nos tocó subir 197 escalones para llegar a la Iglesia Sacré Coeur. Los Rivas zafaron y subieron en taxi gracias al carrito de Nacho. Seguimos el recorrido por el pintoresco mercado de Montmartre con sus artistas callejeros que despliegan sus coloridas pinturas de paisajes parisinos, y sus cafés donde antaño visitaban los artistas como Picasso, Renoir y Cézanne, entre otros. El recorrido siguió cuesta abajo, pasando por el último y único viñedo urbano, hacia el Moulin Rouge (🎵"Creole lady Marmalade"🎶), para luego almorzar a la pasada unos crepes en el Barrio Latino. Caminamos por sus hermosas callecitas con comercios mayoritariamente de comidas. Conocimos la antigua e increíble librería Shakespeare & Company, que aparece en varias películas como Medianoche en París de Woody Allen. Al salir nos dirigimos a la Catedral Notre Dame. Lamentablemente no encontramos al jorobado.

26 December 2016

Día 15 Comenzó la recorrida por la tan hermosa París, la frutilla del postre. Nos dirigimos a la Torre Eiffel: bella, imponente, romántica. Subimos a su primer nivel. Desde arriba se puede ver toda la ciudad, el Senna, sus parques, sus tejados. La llovizna molestaba pero nos brindaba un aura especial. Abajo, inmigrantes africanos nos ofrecieron cientos de torrecitas convertidas en llaveros con lucecitas de colores. Seguimos camino hacia otro icono de la ciudad: el Arco del Triunfo, enseguida nos vino a la memoria las fotos de los nazis desfilando por esas cuadras. Caminando por la hermosa Avenida Champs Elisses, decorada e iluminada por la navidad, y llena de puestos navideños, llegamos al Museo del Louvre. Después de deliberar un rato, decidimos no ingresar, todavía nos duraba el susto por el atentado en Alemania.

25 December 2016

Día 14 Feliz navidad!!! 🎄🎁 Después de abrir los regalos que nos trajo Papá Noel, fuimos a pasar el día en el otro parque: Disney Studios. Seguimos disfrutando de los juegos y los chicos aprovecharon a sacarse fotos con varios personajes de los dibujos animados.

24 December 2016

Día 13 Dejamos por unos días la historia para cambiar a la diversión: Disneyland París! "Miren qué lindo, un paseo de Nemo" dijo alguno de los adultos. Excepto Elena que se quedó afuera con Nachito, el resto fue a hacer la fila. Después de una hora nos llegó el turno. No aconsejable para personas con problemas de corazón, o embarazadas, etc etc. Qué exagerados estos yankees, se cubren con cualquier pavada, dijo uno. Subimos a uno de los barquitos. Comenzó a subir y ponerse oscuro. A lo lejos escuchamos gritos: era una montaña rusa. Sofi repitió no menos de veinte veces: "No me gustó". Joaco abrazó tan fuerte a Diana que la contracturó. Toto agarrado de Diego. Fran, que había subido solo en un asiento, no paraba de llorar.

23 December 2016

Día 12 Nos alejamos del centro para ir a la Plaza de los museos. Entramos al Museo Van Gogh y al salir, nos sacamos todo el grupo una foto en el cartel de "I am Ámsterdam". No vaya a ser cosa que nos olvidemos que estuvimos en Holanda. Al mediodía salimos para París. Son mas de 500 km. Ni un minuto, ni siquiera un mísero minuto en las seis horas de viaje Fran dejó de llorar. Toto y Joaco retroalimentaban el llanto con sus risas. La cara de Elena al borde del colapso completó el paisaje. Afuera, en los campos, se podían ver los típicos molinos de viento holandeses. Llegamos al Hotel Explorers en la zona de los parques de Disney. Afuera la temperatura no llegaba a los cero grados. Adentro, los chicos disfrutaron de la pileta con toboganes acuáticos, mientras Elena y Diana, como espías, se escaparon a hacer las compras de Navidad.

22 December 2016

Quisimos conocer la otra Ámsterdam. La nocturna. Primero Elena y Diego fueron a un bar de hielo. No pudieron estar más de quince minutos. Un ratito más y salían como Jim Carrey y Jeff Daniels en Tonto y retonto en la escena en que llegan a Aspen en moto. Al doblar en una esquina, aparecieron las vidrieras con las chicas de la zona roja. "Mirá, mamá, cuántas modelos", dijo Sofi. Darío agachó la cabeza y siguió derecho. "Me sentí incómodo" dijo para provocar la carcajada en Elena. Y Diego... bueno, no queremos generar problemas maritales.
Día 11 Para no hacer largas filas, en Argentina reservamos un horario fijo para visitar la casa de Ana Frank, la niña que se ocultó en su casa durante la Segunda Guerra Mundial y que se hizo famosa por reflejar en un diario personal la vida durante esos días. Cuesta imaginar a todas esas personas vivir durante meses en un espacio tan reducido. Finalmente los nazis entraron a la casa y se llevaron a toda la familia. Al salir recorrimos la zona de los canales. De día es aún más hermoso. Las característicos edificios de ladrillo a la vista con sus tejados negros sobre los laterales del agua provocan que cada foto sea una postal. La Feria de flores está llena de tulipanes de todos los colores. Compramos algunos bulbos para decorar los jardines a la vuelta. Margen aparte los comercios de quesos. Se pueden probar los distintos gustos. Si nos dejaban un poco más casi que cenamos probando todos los quesos.

21 December 2016

Día 10 Salimos temprano de Berlín hacia Ámsterdam. Antes de abandonar la capital alemana, pasamos en auto lo más cerca posible del lugar del atentado. Todavía había algunas cintas policiales que impedían acercarse. Sobre un costado, aún se encontraban las camionetas de canales de televisión de varios países. Llegamos a Ámsterdam antes que oscureciera. El hotel está a unas cuadras del centro. Una llovizna fina pero molesta nos obligó a tomar un colectivo hasta la terminal. Lo primero que llama la atención de esa ciudad son las bicicletas. Están por todos lados. Los estacionamientos son grandes superficies donde caños y ruedas se mezclan para hacer una masa uniforme. Si bien no hay muchos autos, sobre las calles laterales hay pequeños módulos donde se pueden cargar los autos eléctricos. La primera recorrida fue nocturna, pero no nos impidió admirar su belleza. Los calles peatonales que llevan de un canal a otro están adornadas con luces por las fiestas.

20 December 2016

Día 9 Después del impacto por el atentado, Elena no quiso salir del hotel y se quedó con los chicos. Diana, Darío y Diego salieron a recorrer algunos de los lugares que quedaron sin visitar. Empezaron por Checkpoint Charlie (el lugar de paso de Alemania Occidental a Oriental), y luego fueron a visitar los restos del Muro de Berlín y Topografía del Terror (centro con datos sobre aquellos años de la Segunda Guerra Mundial y antigua sede de la Gestapo). Diana volvió al hotel a hacerle el aguante a Elena y los hombres, en una caminata rápida, fueron al Monumento del Holocausto, al Parlamento y a la Puerta de Brandenburgo. Al lado de esta última está el Hotel Adlon, donde Liam Neeson filmó en 2011 la película Unknown. Quisimos sacarnos una foto adentro, le explicamos ésto al guardia, pero no nos dejó entrar.

19 December 2016

Cuando salimos había caído el sol. Hicimos una parada en un McDonald's cerca de Alexanderplatz. Darío no tuvo una buena experiencia con la cajera, que se enojó por el tiempo que tuvo que esperarlo a que junte las monedas que se le cayeron cuando iba a pagar. Al salir caminábamos a un mercado navideño cuando escuchamos un golpe seco. Giramos y ahí estaba Fran, llorando, caído. A su lado un cartel de un negocio, también caído. Salió una alemana enojada porque el cartel se había roto. Se olvidó que había un nene que podía estar lastimado. Por suerte Fran no se hizo nada. A la tardecita pasamos por el mercado navideño de Gendarmenmarkt. Los hombres probaron el hot dog alemán con una cerveza. Al salir hacia el hotel nos pareció raro escuchar tantas sirenas. En el hall, los canales de televisión informaban que a la misma hora, en un mercado navideño similar, a tan solo unas cuadras, un terrorista embestía con un camión a personas que también comían un hot dog acompañado con una cerveza.
Día 8 Otra vez mucho frío. Lo primero que hicimos en Berlín fue conocer la Catedral. Es enorme! Desde ahí nos dirigirnos a la plaza y estación de trenes Alexanderplatz. Salvo Diana y Elena (y Nachito 😉) los demás se calzaron los patines y dieron vueltas en la pista de hielo. No se cuántas vueltas dio Darío (pocas y muchas agarrado a la baranda), pero Sofi hizo mínimo el triple. A unas cuadras está el Museo de Pérgamo. La principal atracción (el altar de Pérgamo) estaba cerrado por restauración. Qué raro, con la suerte que generalmente tenemos 😩. Sí pudimos ver la antigua puerta de Babilonia, construida en el Siglo IV a.C. Es imponente, con sus cerámicos azules y dibujos dorados de animales.

18 December 2016

Día 7 Llegamos a Breslavia la noche anterior. Paso casi obligado para llegar a Berlín. La lluvia y el frío no nos impidió ir a un nuevo mercado navideño. Otra vez nos encantó. Está en el Mercado de Breslavia, una plaza medieval delimitada con coloridos edificios de cinco pisos y de distintos remates. Después de almorzar, salimos para Berlín. Hasta ahora los chicos se bancan bien los viajes en camioneta de ciudad a ciudad.

17 December 2016

Día 6 Salimos temprano a otro lugar que no queríamos obviar y para ello tuvimos que cruzar a Polonia: el mayor campo de concentración nazi en la Segunda Guerra Mundial: Auschwitz - Birkenau. La conocida entrada que dice "El trabajo os hará libre" es una paradoja en ese lugar en que la mayoría de los prisioneros no sobrevivían más de dos o tres meses. Las valijas con los apellidos porque pensaban que después retirarían sus pertenencias y la enorme cantidad de pelo que aún se ve y que los nazis usaban luego en la industria textil son algunas de las cosas que impregnan el alma de dolor. Entrar a las barricadas donde vivieron a principios de 1940 miles de judíos es no entender a las personas y nuestra capacidad de infligir daño al prójimo. Antes de irnos, vimos la tristemente famosa estación de tren, donde bajaban luego de horas encerrados y los que no servían para el trabajo (ancianos y niños) formaban una fila que se dirigía, a tan solo unos pasos, a las cámaras de gas.

16 December 2016

A la tarde tomamos un café en la terraza de la Casa Danzante, un edificio modificado por el arquitecto Frank Gehry. De todo lo que vimos en Praga, a los chicos les llamó la atención dos cosas: la jugueteria Hamleys (donde bajaban de un piso al otro por toboganes) y un pequeño laberinto de espejos que encontraron en una callecita de fuera al hotel, y de donde Sofi y Toto se llevaron sendos chichones en la frente como recuerdo.
Día 5 Seguimos en Praga. Volvimos a la plaza principal. Hablamos con un muchacho que se destacaba por paragua blanco. Sabíamos que hacían tours por la ciudad a voluntad. Queríamos ir a la Iglesia de San Cirilo y Metodio. Por qué? Hay una novela de Laurent Binet, HHhH, que relata el atentado de la resistencia checa contra uno de los jerarcas nazis más importantes: Reinhard Heydrich. Los paracaidistas, luego de realizar la operación se refugian en la cripta de esa iglesia (donde se puede bajar). Aún quedan los agujeros de las ametralladoras nazis en las paredes. El tour también nos llevó por el barrio judío. En una calle del barrio, a unos metros de altura se ven unas lápidas apiladas, una al lado de otra, cuando no encimadas: es el cementerio judío. Creado en 1439, por la falta de espacio los cuerpos se enterraron uno arriba del otro (a veces hasta diez apilados) y es por eso que hay que levantar la vista para verlo desde la calle.

15 December 2016

Día 4 Hoy fue el turno del otro lado del río Moldava: excursión al castillo de Praga. Construido en el siglo IX, es el castillo medieval más grande del mundo. Ubicado sobre una colina, se puede ver todo Praga. Adentro recorrimos la Catedral de San Vito y el callejón del oro, llamado así no por su riqueza, sino vinculado a los alquimistas que vivían en sus pequeñas casas y que tiempo más tarde viviría la hermana de Kafka y donde el escritor viviría un tiempo. La iluminación de sus muros es hermosa. Fue hecha gracias al aporte de los Rolling Stones. El grupo hizo un concierto en 1989 y, enamorados del castillo, donaron 30.000 euros para que el edificio pueda apreciarse de noche. Casi terminando el tour, bajamos por una callecita invadida por los comercios para turistas y llegamos al Puente Carlos. Faltó la neblina para sentir que estábamos en una película de suspenso de otro siglo. Sus faroles negros con luz amarilla iluminaban las estatuas de piedra de ambos lados del puente.

14 December 2016

Día 3 Cuánta expectativa tenemos de esta ciudad! A veces tener tanto entusiasmo es contraproducente y puede llevar a la desilusión. No fue el caso. Nuestra primera visita fue a la plaza principal, rodeada de imponentes construcciones medievales y decorada con puestos navideños. Sobre el antiguo ayuntamiento, se encuentra el Reloj Astronómico, cuya construcción data de 1410. Sí, 1410. Sobre la torre se puede ver la ciudad, con sus casas y edificios de teja naranja. En uno de los laterales de la plaza hay una librería. Alli tenía su comercio el padre de un escritor que nació en Praga en 1883 y que hasta que falleció su obra literaria había fracasado: Franz Kafka. Está presente en varios lugares de la ciudad, inclusive con varias esculturas que recuerdan su obra. Fue una buena oportunidad para comprar alguna edición en español y comenzar a leer su obra.

13 December 2016

Por la tarde recorrimos la Petite France. Un mini pueblo dentro de la ciudad, con sus casas blancas y techos de madera, que se reflejan en el agua de los canales que las rodean, confundiendo en las fotos cual de las dos imágenes son las verdaderas casas. A la tardecita volvimos al mercado navideño. A medida que oscurecía, las luces de las calles y los puestos se encendían y la escenografía era aún más hermosa. Como salida de un cuento de hadas.
Día 2 Descansados, luego de desayunar y de abrigarnos con gorros y guantes, tomamos un trencito que nos llevó al centro de Estrasburgo. Queríamos recorrer el mercado navideño. Y qué hermoso que es! Pequeños puestos uno al lado de otro con adornos navideños, chocolates, vino caliente, cerveza, artesanías. La primera que probó los dulces fue Elena con unos pretzel. De fondo, la imponente Catedral de Notre Dame de Estrasburgo. De estilo gótico, hecha con bloques de piedra, la parte superior está decorada con columnas que nacen en los costados y suben hasta juntarse. En uno de los costados, un hermoso carrousel que los chicos disfrutaron. Mientras esperaban a las mujeres afuera de un negocio de artesanías, Darío llegó tarde a avisarle a Diego que no abra la botellita de Fanta. Minutos antes Toto había jugado a botella challenge. La gaseosa le manchó la campera y la cámara de fotos que quedó pegajosa.

12 December 2016

Día 1 Los Faure y Rivas a Europa!!! Acá estamos después de aquella impensada noche de mayo, en que, chusmeando las promos de black friday, surgió esta loca aventura. Qué viaje nos espera! Después de un día en Buenos Aires llegamos a Francia. Pero ya hicimos de la nuestra antes de despegar, en el restaurante "Mangrullo" (pegado al Hotel Holiday Inn de Ezeiza). Pedimos la carta, vimos la parte derecha y terminamos pidiendo pasta, y los chicos compartiendo un plato entre todos. "Total no comen mucho". Linda fue la cara que nos puso el mozo. El viaje fue tranquilo, le teníamos cierto miedo a cómo reaccionaría Nachito, pero de diez se portó el gordo. Darío se puso algo nervioso (para variar) cuando salimos con el auto alquilado del estacionamiento, y se formó un fila larga (muy larga y con bocinazos) porque no sabía como pagar el estacionamiento para salir del aeropuerto. Luego de unos casi 500 km llegamos muy cansados a Estrasburgo. Mañana a recorrerla!